Según el Jefe de la Policía de Coclé

Este artículo también está disponible en: Inglés

Seguridad ante todo – prevención de crímenes de invasión a la propiedad

La Policía Nacional ha informado a extranjeros y nacionales por igual, que viven en el área de Farallón y Río Hato deben tomar precauciones para evitar ser víctimas de la delincuencia. Los ladrones se han enfocado en las casas y los cinco complejos hoteleros de la zona, invadiendo casas desde el Río Farallón, utilizando botes para escapar, mientras que otros utilizan caballos como método de escape, en lo que debe verse como una escena del salvaje oeste.

Se debe tener cuidado cuando va a la playa para no ser víctima de los ladrones.

Se debe tener cuidado cuando va a la playa para no ser víctima de los ladrones.

El comisario Miguel Ávila, director de la Policía de Coclé, dijo a El Visitante que se han tomado medidas para reforzar la vigilancia de las zonas afectadas. Los caballos están prohibidos en las playas. Sin embargo, los residentes tienen que tener más cuidado, dice. Las ventanas y puertas deben estar cerradas antes de salir de una propiedad. La instalación de otras medidas de seguridad como alarmas o sensores de movimiento es otra opción.

Agregó que antes de emplear a una persona, él o ella debe ser investigado adecuadamente, afirmando: “Un registro policial no es suficiente. A veces una persona ha sido detenida, pero el caso nunca llegó a los tribunales. Han habido ocasiones en las que los empleados han alertado a los delincuentes sobre la ubicación de los objetos de valor en la casa.”

Según el comisario, aunque muchos de los complejos cerrados tienen seguridad privada, los mismos guardias que deben proteger las propiedades, son los que cuentan a sus socios criminales cuando los propietarios están ausentes.

Ávila dijo que en muchos de estos barrios cerrados los policías no están permitidos en las instalaciones, pero desde las recientes invasiones de casas ahora están patrullando las áreas junto a los guardias de seguridad privados. Hizo hincapié en que no hay bandas en sí en Farallón y Río Hato, son criminales oportunistas que se aprovechan de la situación.

“El hecho es que estos desarrollos atraen a los turistas y los criminales. La gente tiene que ser menos ingenua. Por ejemplo, si va a nadar no lleve equipos electrónicos valiosos, tales como i-pods y computadoras portátiles con usted. No deje sus objetos de valor sin vigilancia, ya que estará buscando problemas “, señaló Ávila.

“Los extranjeros tienen que ser más amable hacia la gente y tratarlos con respeto y al mismo tiempo ser más maliciosos. Estamos teniendo reuniones con los diferentes complejos hoteleros y de vivienda para crear un programa para proteger a los residentes “, concluyó el jefe de la policía.

Authors

Related posts

Top