Sabor a chocolate en Bocas del Toro

Este artículo también está disponible en: Inglés

Por Ursula Kiener Ford

Mauricio, el guía Ngäbe, muestra el invernadero donde se realiza el proceso de secado. Los visitantes podrán degustar este delicioso chocolate orgánico.

Mauricio, el guía Ngäbe, muestra el invernadero donde se realiza el proceso de secado. Los visitantes podrán degustar este delicioso chocolate orgánico.

A mayoría les encanta el chocolate, pero pocos han visto el proceso para hacerlo. Sin embargo, en la comunidad indígena Ngäbe de Río Oeste, en Almirante, provincia de Bocas del Toro, hay una plantación que tiene más de 60 tipos de plantas de cacao, donde los turistas pueden ver el origen de sus barras de chocolate.

Se trata de un proyecto único de eco-turismo, que no sólo es educativo e interesante, pero también beneficia a 80% de las personas de la zona que tienen las plantaciones de cacao. El dinero recaudado por los tours se utiliza en atención médica y educación para la comunidad.

Mauricio el guía local, nos dice “para crecer cacao se necesitan dos cosas: paciencia y amor.” Los árboles muestran flores a los 18 meses, pero demoran dos años y medio a tres años para producir frutos, y producen durante 25-30 años. Tardan ocho meses a partir de la flor a la cosecha de la fruta madura.

El fruto produce cápsulas con semillas que crecen en el interior que con el tiempo se convierten en la materia prima para el chocolate. Estas cápsulas empiezan verde, pero lentamente cambian colores a diferentes tonos de amarillo, naranja, rojo y púrpura.

Cacao se cosecha cada 15 días o mensualmente dependiendo de la temporada. El proceso de transformación comienza con la fermentación en cajas, donde se colocan las hojas, seguido por el cacao, luego hojas de nuevo. Las capas alcanzan los 50 grados centígrados y tienen que ser viradas a diario, como el compost. Esto es seguido por 9 días de secado, hasta 15 días si hay lluvia. En esta etapa las semillas de cacao deben ser viradas cada hora. Las semillas secas se tuestan durante 15 minutos, después se pueden procesar en lo que conocemos como chocolate.

Oreba chocolate es la marca bajo la cual se comercializa el producto y la mayor parte se exporta a Suiza. Los turistas que visitan la Isla Colón, en la provincia de Bocas del Toro, pueden recorrer esta plantación de cacao orgánico.

Los tours cuestan $30 por persona e incluye almuerzo y un souvenir de chocolate. Visitantes procedentes de Isla Colón deben tomar un taxi acuático (cuesta $4 – $5 por cada tramo) a Almirante, donde serán recogidos. Los tours se hacen a las 9:30 a.m. y las 1:00 p.m. todos los días.

Para reservas contacte www.facebook.com/Orebachocolate o llame a Salomon al 68292585.

Authors

Related posts

Top