Carta del editor – En memoria

“Tiempos de Agonía” y “Panamá Hoy”

Este artículo también está disponible en: Inglés

Estimado lector,

Con un peso en el corazón, es mi desafortunado deber informar que nuestro editor en jefe, Ken Jones, fundador de Focus Publishing Group, ha dejado su forma terrenal.

Las palabras son nuestro trabajo, sin embargo, no hay letras para expresar el profundo dolor que en Focus sentimos por la pérdida de nuestro director. Para mí, él era mucho más que un jefe. Él fue realmente mi mayor mentor. Me brindó la oportunidad de trabajar junto a él, para aprender lo más que pude en nuestro corto tiempo juntos, él cambió el curso de mi vida, profundizó la calidad y la naturaleza misma de mi escritura. Su bendición fue la llave que abrió el país entero para mí. Por encima de todo, y más que cualquier otra persona en mi vida, él creyó en mí.

“Tiempos de Agonía” y “Panamá Hoy”

“Tiempos de Agonía” fue publicado en 1990.
Las publicacions de “Panamá Hoy” documentaban la historia panameña.

Hace unos dos años, Ken me dio un puesto como un recopilador de eventos amateur trabajando junto al anterior editor, Jacob Ehrler, Q.E.P.D. En poco tiempo, me encontré en el asiento del conductor de El Visitante y nuestro periódico de logística, El Boletín, y a través de Ken, disfrute de una tutela del más alto calibre. No siempre ha sido fácil, pero pocas cosas han sido tan gratificante.

El día antes de la muerte de Ken fue un gran día para mí personalmente cuando El Visitante fue reconocido por S.E. Melitón Arrocha, Ministro de Comercio e Industrias, por nuestro apoyo inquebrantable a los artesanos del país en el escenario en la Feria Nacional de Artesanías.

Trágicamente no pude compartir la noticia con Ken al día siguiente, ni celebrar nuestras últimas portadas, algunos de nuestros mejores trabajos hasta la fecha. Su muerte fue tan repentina e inesperada. Y sin embargo, seguimos adelante, tal como lo habría deseado Ken.

El alcance y el impacto de sus esfuerzos de toda una vida en nuestras vidas, aquí en Focus, en todo Panamá y más allá, seguirá sintiéndose en formas que aún no podemos comprender.

Ken fue un escritor magistral, un empleador justo y equitativo que benefició a cientos y un hombre excepcional, aunque modesto. Trabajar junto a él ha sido un privilegio. A medida que continuamos en adaptarnos a su ausencia, mi sincera esperanza es que demostremos que somos dignos de llevar adelante su visión y compartir con las generaciones futuras su profundo amor por Panamá y su gente.

Ken, te extrañaremos.

Charles Conn
Editor

Authors

Related posts

Top